Miércoles Místicos VI

Este Arcano Mayor del Tarot no es tan obvio como podría sugerir su nombre: EL ENAMORADO, también conocido como Los Enamorados o Los Amantes. Efectivamente habla del amor, pero no solo de los romances, sino del amor en todas sus manifestaciones… empezando por el amor a uno mismo.

Los seres humanos estamos hechos para amar. Todo en nuestro espíritu nos impulsa a amar. Nadie nació para permanecer aislado de la sociedad (tal vez por eso, a muchos se les está haciendo muy pesada esta situación de encierro).

El amor es la fuerza universal que atrae a unos seres hacia otros; es el cohesionador cósmico. Se parece a la gravedad por ser una fuerza invisible e inescapable.

Sabemos que somos humanos en el instante en el que nos reconocemos en la persona que tenemos enfrente, es como verse en un espejo y reconocerse. Se ama lo que se conoce. Entonces, ¿cómo puedes amarte verdaderamente a ti mismo si no te conoces y, peor, si te rechazas?

El Hierofante es la personificación del “héroe de corazón puro que vence al dragón”.

Su lema podría ser “lo que me choca, me checa”.

Consejos

  • Cónocete a ti mismo
  • Aprende a reconciliarte con lo que niegas de ti mismo

Mística

Este ejercicio místico poco convencional es muy difícil porque va a confrontarte con esa parte tuya que odias, que te esfuerzas por mantener oculta en el subconsciente. Carl Jung la llama La Sombra y nosotros le apodamos “dragón” con propósitos didácticos.

En otras palabras, esas actitudes o acciones de otras personas que no puedes soportar, que te molestan en grado supremo, es lo mismo que has reprimido demasiado tiempo en ti.

La mala (o buena) noticia es que la Sombra es una fuerza impulsiva, una pulsión, que está luchando por salir y que logra asomarse de vez en cuando para que la conozcas, pues solo así puedes sanarla.

Entonces, el ejercicio es observar qué te choca de los otros y tomar nota. Analiza qué es exactamente lo que te molesta tanto, tal vez no son las palabras que oiste sino la actitud que percibiste. Mentén ese rechazo muy consciente… tarde o temprano te descubrirás haciendo lo mismo. No, no es una maldición, es una de las maneras en que opera nuestra mente.

Acá estamos para escucharte, déjanos un comentario o contáctanos.

Un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s